Libros

En red, no en línea

Me ponía delante de mis alumnos con la intención de transportarles lo más cerca posible a la Alemania de 1939. Empezaba a narrarles con toda la pasión del mundo, y uno detrás de otro, aquellos amargos acontecimientos que marcaron la historia de Europa. Mis ojos orbitaban a la velocidad de la luz cuando empezaban a levantar las manos de dos en dos y de cuatro en cuatro. Tenso y con una gota de sudor recorríendome la frente les escuchaba -Profesor, ¿España qué hacía en ese momento? , ¿cómo eran las armas que utilizaban los alemanes?- , -Profesor, ¿Estados Unidos está muy lejos de Japón?- Intentaba responder a todas aquellas dudas que iban surgiendo 19, 20…21, 22, 23… pero eran insaciables, cuanta más pasión le ponía y más información les daba, más manos se levantaban.
Fue aquella experiencia la que me hizo descubrir que trataba con nativos digitales. Que mis alumnos cuando empezaban a abrir ventanas buscando información no había manera de pararles (menos mal) y no se daban cuenta que delante tenían un procesador de otra generación, incapaz de dar respuesta a sus ganas de aprender y a la velocidad que la demandaban.
Todo esto me hizo replantearme cuál era mi papel en el aula, porque si era dar únicamente información, entonces, por el bien de mis alumnos debería retirarme. Como dijo David Thornburg “Cualquier profesor que pueda ser reemplazado por la tecnología, merece serlo”. Pero autores como Prensky nunca nos dejan caer en la desesperanza y nos abren un horizonte amplio y mucho más atractivo.
“En su mayoría, los contenidos del currículo no son necesarios en sí mismos, sino “vehículos” para obtener las habilidades subyacentes que realmente queremos y necesitamos transmitir a los alumnos. La escuela debería enseñar las cuatro habilidades subyacentes fundamentales: el pensamiento eficaz, la acción eficaz, las relaciones eficaces y los logros eficaces.
Con la mayoría de las materias que impartimos podemos desarrollarlas, pero es conveniente que cada alumno las reciba en diferentes cantidades y presentadas en función de sus intereses particulares.” (Prensky M. 2015)
Marc Prensky pone a nuestra disposición dos libros que nos van a ayudar a comprender a una generación muy válida y con un potencial muy grande, pero que sigue otros esquemas.
Desde Role Learning llegamos a la siguiente conclusión: Para llegar a Marte no podemos usar el mismo vehículo que llevó al hombre a la Luna. Cuando aquel 16 de julio de 1969 en Cabo Cañaveral, el Saturno V despegó del suelo impulsando al Apolo 11 hacia la proeza más grande jamás realizada por el hombre fuera de nuestro planeta, era la tecnología más avanzada que se podía emplear para aquella misión. Ya han pasado casi 50 años y aquel aparato es una pieza de museo. Hoy en día, nuestros alumnos manejan herramientas mucho más potentes que la que llevó al hombre a la Luna, cuando ni tan siquiera existía Internet.
Desde Role Learning hemos diseñado un sofisticado vehículo para llegar más rápido y mucho más lejos a la adquisición de las competencias clave. Un Contexto Educativo Diseñado (CED)
Adquisición de la Lengua Inglesa·Recursos

A fairy door in our class!

fairy-door-cat

Un hada o un duende en clase. Podemos llevar a nuestros alumnos a vivir la magia y la fantasía con este simple gesto: coloquemos una puerta al mundo de la imaginación en nuestra clase y… ¡veamos lo que ocurre!

Consiste en generar emoción e ilusión… ¡necesitamos crear ambiente!

“¡Hoy tengo algo muy especial que contaros! ¿Alguien sabe qué es esto? ¿Qué puede significar esta puerta? ¿Para qué puede servir?”

“Es una puerta mágica. Si la colocamos en la clase y dejamos al lado esta llave, quizá algún hada o algún duende durante la noche venga a visitarnos. Solo cruzan a nuestro mundo por la noche, cuando nadie les ve, pero a veces nos dejan cartas contándonos cosas del lugar mágico en el que viven. ¿Queréis que probemos a ver si tenemos suerte y quieren ser nuestros amigos?”

“Vamos a escribir una carta para que puedan saber algo de nosotros si cruzan a nuestro mundo”

“Si mañana al llegar no están las cartas y se han llevado la llave… ¡sabremos que alguien ha venido a visitarnos y que quiere ser nuestro amigo!”

A partir de este momento… la creatividad, la ilusión y la imaginación volarán hacia ese Contexto Educativo Diseñado que iréis construyendo juntos.

Ideas para llevarlo a la práctica:

Podéis encargar la puerta aquí o aún mejor… ¡fabricad vuestra propia puerta!

Perfecto para potenciar el inglés: el hada y/o el duende viven en un mundo mágico en el que se habla inglés. ¡Perfecto para trabajar la lectoescritura en lengua inglesa! ¡Bonus en escritura creativa!
Si los alumnos son pequeños para escribir cartas, pueden “regalarles” palabras de su mundo y el hada y/o duende les “regalará” palabras de su mundo. ¡Será maravilloso escuchar las interpretaciones que hacen vuestros pequeños de estas palabras!

Podemos regalarle también dibujos, podemos imaginar cómo es nuestro/a hada y/o duende y al día siguiente nos dirán en lo que hemos acertado… Regalemos adjetivos para adivinar cuáles son sus rasgos de personalidad…

¿Y si un grupo de alumnos más mayores se encargan de ser esas hadas y duendes? Podemos fijar un día mágico a la semana en el que recibimos las cartas, dibujos, etc.

Stepping-Stones-Inside-600x600

Recursos

Viaje a Macondo

Viajar a través de la literatura es uno de los grandes placeres que tiene esta vida, un placer estrechamente relacionado con la metodología Role learning. Quizá, porque ésta fue creada desde la pasión por las grandes obras literarias, quizá, porque nuestra inspiración surgió, en gran medida, de aquellos consagrados autores que, por ser capaces de imaginar, hicieron realidad aquello que otros no podríamos haber conocido sin las páginas de sus libros.

Diseñar un contexto educativo, consiste en imaginar el escenario perfecto para que se produzca el aprendizaje. Se trata de introducir al alumno en una realidad diseñada para que no quiera salir de ella y se convierta en el protagonista.

La situación ideal es que el CED abarque toda la realidad escolar, cuanto más real, mayor éxito alcanzaremos. Sin embargo, también es posible diseñar pequeños escenarios aislados en los que provocar situaciones de aprendizaje.

Una simple clase de lengua puede transformarse en un CED, si así se desea. ¿Qué queremos aprender? ¿Vocabulario? ¿Los sustantivos? ¿Expresión oral? ¿Expresión escrita?… ¿Cuál sería el escenario ideal para ello? ¿Dónde tendrías la necesidad de aprender lo que quieres enseñar?

EN MACONDO

Os proponemos la siguiente actividad, un aperitivo de lo que podría ser Role learning en estado puro.

La sesión fue diseñada para un grupo de alumnos de educación primaria entre los que se encontraba un alumno de habla china sin conocimientos de español. El objetivo para los alumnos de lengua española era aprender el concepto de sustantivo, identificarlo y discriminarlo de otras categorías gramaticales. El objetivo para el alumno chino era adquirir vocabulario básico.
Como vemos, si creamos el contexto adecuado, todos los alumnos tienen la posibilidad de ser protagonistas, tengan unas u otras necesidades.

Imaginemos una clase de lengua, en una sesión de cincuenta minutos. Entremos al aula y coloquemos en el lugar más visible un cartel con la siguiente inscripción: MACONDO.

Sin más preámbulos, sin otra introducción que nuestra convicción de estar en Macondo,  procedamos a realizar la siguiente lectura:

Un día  [Aureliano] estaba buscando el pequeño yunque que utilizaba para laminar los metales, y no recordó su nombre. Su padre se lo dijo: “tas”. Aureliano escribió el nombre en un papel que pegó con goma en la base del yunquecito: tas. Así estuvo seguro de no olvidarlo en el futuro. No se le ocurrió que fuera aquella la primera manifestación del olvido, porque el objeto tenía un nombre difícil de recordar. Pero pocos días después descubrió que tenía dificultades para recordar casi todas las cosas del laboratorio. Entonces las marcó con el nombre respectivo, de modo que le bastaba con leer la inscripción para identificarlas. Cuando su padre le comunicó su alarma por haber olvidado hasta los hechos más impresionantes de su niñez, Aureliano le explicó su método, y José Arcadio Buendía lo puso en práctica en toda la casa y más tarde la impuso a todo el pueblo. Con un hisopo entintado marcó cada cosa con su nombre:mesa, silla, reloj, puerta, pared, cama, cacerola. Fue al corral y marcó los animales y las plantas: vaca, chivo, puerca, gallina, yuca, malanga, guineo. Poco a poco, estudiando las infinitas posibilidades del olvido, se dio cuenta de que podía llegar un día en que se reconocieran las cosas por sus inscripciones, pero no se recordara su utilidad. Entonces fue más explícito. El letrero que colgó en la cerviz de la vaca era una muestra ejemplar de la forma en que los habitantes de Macondo estaban dispuestos a luchar contra el olvido: Esta es la vaca, hay que ordeñarla todas las mañanas para que produzca leche y a la leche hay que hervirla para mezclarla con el café y hacer café con leche.

A continuación, describamos la situación para asegurarnos de que la han comprendido, es decir, comuniquemos el CED a nuestros alumnos.

Nos encontramos en Macondo, padecemos una peste que nos hace olvidar el nombre de las cosas, necesitamos una estrategia, sigamos el método de Aureliano. Para ello, debemos utilizar pos-it para nombrar cada uno de los objetos que nos rodean. Disponemos  de 10 minutos. 

 A partir de aquí podemos trabajar en función de nuestros objetivos. Se leen las palabras en voz alta, se reparten los pos-it y se analizan los sustantivos, escribimos una historia, ordenamos por campos semánticos, introducimos el género y el número, buscamos en el diccionario, dibujamos, incrementamos nuestro vocabulario personal…etc.

En resumen, de un simple fragmento literario podemos dar a vida a un sencillo contexto educativo.

 

Libros

Inteligencias múltiples

La inteligencia es el uso eficaz que hacemos de nuestros conocimientos para comprender y resolver problemas. Role Learning apuesta por una educación personalizada que respete los tipos de inteligencia que se identifiquen en los alumnos.

La función del maestro es ayudar a los alumnos a diseñar estrategias y desarrollar destrezas de pensamiento para alcanzar unos resultados positivos, aprovechando siempre el tipo de inteligencia que predomine en él. El alumno será capaz de resolver el mismo problema con el que se enfrentarán también sus compañeros pero, desde una óptica distinta y, seguramente, siguiendo un camino por el que se sienta más seguro.

No consiste en personalizar los problemas o retos, sino en respetar los caminos que elijan los chavales para resolverlos de forma eficaz. Resolver un mismo problema a través de distintos itinerarios. Diseñamos contextos educativos donde educar la inteligencia de nuestros alumnos dándoles el protagonismo de su propio aprendizaje.

Tenemos que evitar diseñar las actividades en función de la herramienta de evaluación que nos resulte más cómoda o tengamos más a mano.

Howard Gardner, teórico de las inteligencias múltiples, y otros autores, insisten en la importancia de conectar la escuela con el mundo real.

“En la mayoría de las culturas occidentales, la tarea de aprender los sistemas notacionales se lleva a caWP_20170306_21_03_40_Probo en el entorno relativamente descontextualizado de las escuelas. Muchos estudiantes son incapaces de establecer una conexión entre sus conocimientos de sentido común y los conceptos acuñados, presentados en un contexto escolar.”(Gardner, H. 2011)

“Aunque el conocimiento escolar a menudo está disociado de los contextos del mundo real, es en los contextos ricos, específicos de una situación concreta, donde las inteligencias se desarrollan por lo general de forma productiva. El tipo de conocimiento requerido en los lugares de trabajo y en la propia vida personal con frecuencia implica un acto de pensamiento colaborador, contextualizado y específico de una situación concreta” (Gardner, 1990; Resnick, 1987; Rogoff y Lave, 1984)

“Nuestro problema educativo más difícil no es subir las calificaciones en los exámenes, sino conectar la educación de nuestros jóvenes con la vida real y el mundo del futuro, que evoluciona velozmente. Debemos rediseñar nuestra educación para que nuestros estudiantes la perciban como real, conectarla con el mundo que ven y conocen” (Prensky, M. El mundo necesita un nuevo currículo Pág 77)

Montserrat Del Pozo comparte con nosotros, a través de este libro, la experiencia que ha llevado a cabo en un colegio de Barcelona.

WP_20170306_21_12_58_Pro

Libros

Un poco de formación

No podemos ignorar la generosa aportación de tantos colegas al mundo de la educación. Con este material, que ha enriquecido nuestra labor docente y que, en algún caso, ha sido la simiente del proyecto Mirlo Blanco-Role Learning. Os proponemos que hagáis un estudio en profundidad de aquellos métodos educativos que están dando tan buenos resultados en las escuelas de medio mundo, Aprendizaje cooperativo, AbP, Método del caso, Seminario Socrático, etc. Os podrán servir como punto de partida en este viaje de transformación hacia una escuela del siglo XXI basada en Contextos Educativos Diseñados con el método Role Learning.

Para empezar…

El aprendizaje cooperativo

“La diversidad es inherente a la condición humana. Aunque compartimos rasgos comunes, cada uno de nosotros es diferente de los demás y, por tanto, tenemos unas características y necesidades distintas.

A pesar de que todos somos conscientes de esta diversidad y en muchos ámbitos de la vida cotidiana se acepta sin mayores problemas, en el ámbito escolar sigue siendo -nunca mejor dicho- una asignatura pendiente. Seamos sinceros: la diversidad constituye uno de los retos más importantes de la labor docente. Gestionar el proceso de aprendizaje de alumnos diferentes dentro del mismo itinerario escolar conlleva la necesidad de apostar por contextos educativos en los que sea posible dar a cada uno lo que necesita y no a todos lo mismo. Sin embargo, esta empresa, que no resulta nada fácil, solo puede afrontarse desde la certeza de que el aprendizaje constituye un proceso de elaboración personal que es distinto en cada individuo y que, aunque compartan la escolaridad, no hay dos estudiantes que aprendan lo mismo, del mismo modo, ni al mismo tiempo.

Por tanto, es necesario que entendamos el aula como un lugar en el que ocurren cosas distintas al mismo tiempo; un espacio en el que alumnos diferentes avanzan por caminos distintos hacia la consecución de las mismas metas. Y, paradójicamente, la mejor forma de gestionar esta diversidad en el aula no consiste en entender el aprendizaje como un acto individual y silencioso, sino como un acto compartido en el que los alumnos trabajan juntos maximizando las oportunidades de aprendizaje de todos” (Zariquiey, F 2016: 135)

wp_20170303_21_05_42_prohermanosjohnson

Recursos

Comer como un rey

El reino animal, el reino vegetal, el relieve y el clima, los estados y el ciclo del agua, las unidades de medida, el tiempo, el dinero, las fracciones, las operaciones matemáticas básicas, la regla de tres, los porcentajes…el sistema digestivo y la nutrición, la energía,  la salud, el sistema inmunológico, las alergias e intolerancias, etc.

Las asignaturas son los vehículos que nos llevan a la adquisición de las competencias pero, ¿pensáis que un alumno necesita cinco asignaturas para llegar a un mismo destino?

Para llegar a Marte no podemos usar el mismo vehículo que llevó al hombre a la Luna. Cuando aquel 16 de julio de 1969 en Cabo Cañaveral, el Saturno V despegó del suelo impulsando al Apolo 11 hacia la proeza más grande jamás realizada por el hombre fuera de nuestro planeta, era la tecnología más avanzada que se podía emplear para aquella misión. Ya han pasado casi 50 años y aquel aparato es una pieza de museo.

Hoy en día nuestros alumnos manejan tecnología mucho más potente que la que llevó al hombre a la Luna cuando ni tan siquiera existía Internet. Desde Role Learning hemos diseñado un sofisticado vehículo para llegar más rápido y mucho más lejos a la adquisición de las competencias clave. Un Contexto Educativo Diseñado (CED) y  un buen cocido madrileño.

Queremos que la cocina se incluya en el currículo de la escuela de forma sistematizada y con una estructura propia. Un espacio en el que intervengan los cinco sentidos,  para elegir los tomates maduros, saborear el puré y calcular la cantidad de sal, ver si el cuchillo sale limpio del bizcocho, oler el aroma que sube de la cazuela y escuchar el pitido que nos avisa al dejarnos la puerta de la nevera abierta, por ejemplo.

Últimamente se insiste mucho en incorporar el ajedrez como asignatura en las escuela, y no dudamos de los enormes beneficios que aporta al desarrollo cognitivo de los alumnos pero, pensamos que mejor que comerse al rey es comer como un rey.

Transformar la cocina en un laboratorio donde realizar los experimentos más suculentos, donde nuestros alumnos tengan libertad de movimientos y sean plenamente conscientes de su responsabilidad y las consecuencias de sus actos.

Un contexto educativo centrado en la cocina le da protagonismo a cada uno de  los tres niveles que sigue la ruta del pensamiento, las sensaciones, las emociones y los pensamientos analíticos, críticos y creativos.

Libros

Ruta del pensamiento

José es profesor de matemáticas y está explicando cómo se suman fracciones con distinto denominador. El grupo de Nico se sienta cerca de la puerta y mantienen fija la atención. De repente, a Nico le ha llegado un extraño olor y gira la cabeza hacia la puerta. Es un olor a quemado muy fuerte. Le entra una preocupación muy grande pero consigue dominar el miedo. Se serena un poco y piensa: fuera tiene que estar quemándose algo, puedo salir corriendo pero provocaría el pánico entre mis compañeros, creo que lo mejor es que me acerque al profesor con discreción  y se lo comente.

Gracias a Nico su clase ha salido a tiempo y el pequeño incendio ha sido extinguido sin causar daños.

Al día siguiente Nico suspenderá el examen de fracciones porque, durante la explicación, ha desplazado el foco de atención hacia algo más importante para él.

ruta-del-pensamiento
Creado por Role Learning-Mirlo Blanco

Analicemos el comportamiento de Nico.

José es profesor de matemáticas y está explicando cómo se suman fracciones con distinto denominador. El grupo de Nico se sienta cerca de la puerta y mantienen fija la atención (el foco de atención de Nico está en la explicación). De repente, a Nico le ha llegado un extraño olor y gira la cabeza hacia la puerta (NIVEL I: la pituitaria percibe un olor y manda la información al cerebro). Es un olor a quemado muy fuerte. Le entra una preocupación muy grande pero consigue dominar el miedo (NIVEL II: tiene el control de sus emociones) Se serena un poco y piensa: fuera tiene que estar quemándose algo (NIVEL III: pensamiento analítico), puedo salir corriendo pero provocaría el pánico entre mis compañeros (NIVEL III: pensamiento crítico), creo que lo mejor es que me acerque al profesor con discreción y se lo comente (NIVEL III: pensamiento creativo).

Gracias a Nico su clase ha salido a tiempo y el incendio ha sido extinguido sin causar daños.

Al día siguiente Nico suspenderá el examen de fracciones porque, durante la explicación, ha desplazado el foco de atención hacia algo más importante para él (Nico es inteligente y muy espabilado pero ha tenido “mala suerte”).

IMPORTANTE

Si tuviésemos en cuenta la ruta que sigue el pensamiento de nuestros alumnos descubriríamos que poseen un potencial increíble. Dejaríamos de reducirlo todo a la valoración de una perfecta ejecución final y le daríamos la importancia que se merece a todo el proceso de aprendizaje. Tendríamos la capacidad para intervenir con precisión en el nivel en el que se presenta la dificultad, ya sea porque el alumno tiene una gran preocupación que le impide centrar la atención en los asuntos del colegio, porque detectamos que tiene problemas visuales o auditivos,  o quizá sea incapaz de inhibir sus emociones dañinas y, con frecuencia, echa por tierra todo el trabajo previo realizado con mucho esfuerzo (se pone muy nervioso durante los exámenes).

Aprovechamos esta entrada para recomendar algunos libros que pueden ayudar a entender mejor cómo funciona la cabeza de nuestros alumnos. Daniel Goleman con FOCUS “nos presenta una visión radicalmente nueva del talento más escaso y subestimado de nuestra sociedad, una capacidad que resulta ser el secreto para la excelencia: la atención“. María Montessori, con El método de la pedagogía científica, insiste en la importancia de educar los sentidos para tener la capacidad de percibir el mundo que nos rodea en todo su esplendor. De nuevo Daniel Goleman, esta vez con EL CEREBRO Y LA INTELIGENCIA EMOCIONAL: NUEVOS DESCUBRIMIENTOS, nos detalla algunos descubrimientos decisivos para comprender mejor la inteligencia emocional. En el libro El aprendizaje basado en el pensamiento de Robert J. Swartz, Arthur L. Costa, Barry K. Beyer, Rebecca Reagan y Bena Kallick  nos ofrecen una guía didáctica para ayudar a aplicar el pensamiento eficaz.